FRANCISCA

“Este taller me permitió aprender y ahondar en mi vida en general. En la sexualidad, mi vagina, mi cuerpo, mi energía vital, el placer…desaprender para aprender una nueva forma de relacionarme conmigo misma. Reconocer mis traumas, mi poder y mi importancia al conectar con un otro.

Los ejercicios de piso pélvico y uso del huevo de jade serán desde hoy parte de mi ritual para seguir descubriendo quién soy y cómo deseo expresar, educar y amar tanto a mí misma como a los demás”. Francisca.